Las ventajas de los digitales empiezan a diluirse 2018-05-16T18:20:45+00:00

Tendencias del mercado

Las ventajas de los digitales empiezan a diluirse

Hace 10 años, cuando la venta online daba sus primeros pasos sólidos, las soluciones digitales consiguieron dominar muchos sectores de servicios y productos, gracias a su diferencial en costes. Hoy en día, esas ventajas competitivas de la venta digital están disponibles para todos y empiezan a dejar de ser un factor diferencial.  Si bien Amazon continúa avanzando con su domínate inversión en tecnología hacia el liderato absoluto del comercio electrónico, ya empiezan a aparecer las primeras señales que indican que las ventajas en costes de los digitales las están aprovechando también los tradicionales. Hoy la lucha está en conseguir que los últimos metros, con respuestas rápidas, sean rentables. Y en ese frente los tradicionales tienen mucho que decir.

Dado los bajos márgenes finales para el mundo del retail, dos o tres puntos porcentuales pueden suponer la vida o la muerte de una compañía y, por tanto, el afinar al máximo el modelo digital se hace completamente necesario, además de conllevar tiempo e inversión.

Una serie de factores clave históricamente hacían que el canal digital partiese de una situación de costes más bajos: No contaban con los costes de alquiler o amortización de la tienda, los stocks estaban concentrados en una nave central y habían sido capaces de conseguir costes muy competitivos de entrega al cliente. A lo que se unía un cambio de hábitos de compra por parte del consumidor que, para determinados productos o servicios, se inclina por la comodidad de la compra online.

Ventajas que ya no son diferenciales

Hoy en día algunas señales nos indican que las ventajas empiezan a diluirse.

Como primer factor clave para la rentabilidad está el transporte del último kilómetro. Este continúa siendo el más complicado de resolver y por tanto el más costoso. Las compañías tradicionales de mensajería como Correos, SEUR, UPS, TNT y el resto ya han llegado a la conclusión de que una cuenta como la de Amazon genera volumen, pero no rentabilidad, por lo que están empezando a presionar los precios al alza y esa es la razón principal por la que Amazon ha subido sus precios de Prime.

La conveniencia como objetivo

Al mismo tiempo, los líderes del retail tradicional, como Walmart o Carrefour, están dominando la transformación hacia la omnicanalidad mediante la creación de múltiples opciones y conveniencia sin precedentes a través del “no solo te lo enviamos a casa, sino que lo puedes recoger en una tienda o en un punto de recogida”. La ventaja de una entrega conveniente ya no es exclusiva de los digitales, sumado a que los tradicionales, por tener múltiples puntos de venta y plataformas, consiguen unos costes menores.

Big Data como herramienta

Por último, el factor clave de la transformación digital es el tener el mayor conocimiento sobre el comportamiento de nuestros clientes y, en esta faceta, los tradicionales están dando pasos de gigante, dotando incluso más recursos que los digitales.  Hoy es muy común que los retailers top cuenten con la capacidad de analizar grandes cantidades de datos de diversas fuentes de contacto con el cliente, como las redes sociales, la página web, las transacciones de la tienda, etc. Esto les permitirá sin duda conocer mejor a sus clientes y planificar su estrategia en consecuencia.

Tras una primera y convulsa etapa en la que los digitales aprovechaban sus claras ventajas frente a los tradicionales, las reglas del juego empiezan a igualarse para todos, dando lugar a una nueva etapa en la batalla del retail.

 

 

 

Contacta con nosotros

He leído y acepto la política de protección de datos

Future Retail

Por mail: ayuda@futureretail.es
Por teléfono: 915 64 86 58  - 638 081 285
En nuestras oficinas: Balbina Valverde, 19, Bajo- 28002  MADRID

javier.perezdeleza@futureretail.es
candela.fernandez@futureretail.es

Conócenos

Llamar