Los avances tecnológicos de Amazon Go 2018-06-04T14:31:13+00:00

Tendencias del mercado

Los avances tecnológicos de Amazon Go

Amazon trata de cambiar las reglas del juego, pero ¿qué riesgos conlleva esta gran apuesta por la tecnología?

El pasado mes de enero, el líder del retail online inauguró su primera tienda Amazon Go en su ciudad natal, Seattle. La oferta comercial de la tienda es muy similar a una tienda de conveniencia típica, 170 m2 con artículos para consumo inmediato o necesidades básicas, pero por primera vez en nuestro sector, esta tienda no tiene línea de cajas. En lugar de tener que hacer cola para pagar, los compradores salen de la tienda por la misma puerta por la que han entrado y sin detenerse para pagar la cuenta.  A los pocos minutos de haber salido de la tienda, su aplicación de Amazon le muestra la factura de los productos que ha adquirido. De nuevo Amazon tratando de cambiar las reglas del juego, pero ¿qué riesgos conlleva esta gran apuesta por la tecnología?

Una tienda bajo vigilancia

Future Retail: Tienda Amazon Go

Cámaras de vigilancia en Amazon Go

Las cámaras vigilan cada uno de tus movimientos desde el momento en que escaneas tu código de Amazon en el acceso y entras en la tienda. Desde ese momento, quedas representado como un objeto 3-D en el sistema, que utiliza cámaras para seguir tus movimientos e identificar tus interacciones con los productos. Amazon no ha revelado mucho a cerca de esto, pero las estimaciones concluyen que hay entre 150 y 180 cámaras ubicadas en el techo de la tienda, aunque estas no son muy perceptibles a ojos del cliente por su pequeño tamaño (apenas 6cm). A pesar de contar con sistemas de reconocimiento facial, la compañía afirma que éstos no son utilizados en la actualidad.

La tecnología que hace posible el funcionamiento de la tienda de Amazon Go es similar a la que utilizan los coches sin conductor y pasa por esta visión computarizada a través de las cámaras, el uso de sensores colocados en todas las estanterías y tecnologías de “aprendizaje profundo” (deep learning) que han sido entrenada por los trabajadores de Amazon, que funcionaron como “clientes piloto” de esta tienda durante casi un año.

Tras un prolongado análisis, Amazon ha decidido no utilizar la tecnología que todos conocemos hasta la fecha para la geolocalización de productos (los chips o etiquetas de radio frecuencia, RFID, generalmente utilizados como tecnología anti-hurto) alegando que, por su excesivo coste, ésta va a tener menos recorrido. Siendo comprensible este argumento, lo cierto es que una cámara por cada m2, parece algo complejo de aplicar en tiendas de mayor tamaño. Para remediarlo, están desarrollando códigos ópticos individuales, sólo comprensibles para las cámaras, mucho más baratos que la radio frecuencia.

Las computadoras combinan la información extraída de las cámaras, con los datos de los sensores de peso instalados en cada estante y los sistemas de reconocimiento avanzado de patrones de comportamiento, que permiten a las máquinas sacar conclusiones de vastos conjuntos de datos y utilizan el historial de compras para ayudarse a identificar los artículos comprados.

Sin escatimar en personal (por ahora)

Future Retail: Tienda Amazon Go

Interior de la tienda Amazon Go

En este nuevo modelo de tienda, si bien no hay empleados en una línea de caja, sí cuentan con el personal necesario para atender a sus clientes. Los “trabajadores humanos” se encargan de reponer el inventario, revisar la edad de los compradores en la sección de bebidas alcohólicas y preparar las comidas ready-to-eat. Además, hay otra persona en la entrada para atender dudas y gestionar las devoluciones. Amazon de hecho no está escatimando en mano de obra en este nuevo modelo si lo comparamos con el número de trabajadores que podemos encontrar en una tienda de conveniencia tradicional del mismo tamaño. Por el momento.

A prueba de robos, pero confiando en la voluntad de la gente

El hurto en la tienda de Amazon Go es prácticamente imposible. Las cámaras montadas en el techo cubren cada centímetro desde diferentes ángulos, por lo que no hay ningún punto ciego. De hecho, la compañía asegura que, aunque se consiguiesen tapar una o varias cámaras, el sistema seguiría funcionando.

El estar vigilado de manera permanente por tantas cámaras ha generado de nuevo la famosa controversia de “gran hermano”. Una gran parte de los consumidores apoyan las ventajas de la comodidad, versus la pérdida de privacidad, pero no todos los clientes son favorables a esta nueva tecnología.

 

Hay opiniones diferentes sobre cuál es el verdadero objetivo de la tienda Amazon Go, siendo obvio que esta nueva iniciativa es difícil de escalar de manera inmediata a las tiendas tradicionales. Pero lo que sí recibimos es un claro mensaje: el líder de la venta digital es también el más puntero en la innovación tecnológica en la tienda física. Aviso a navegantes: Mucho cuidado con las capacidades de Amazon de seguir ganando cuota de mercado en el mundo offline.

 

Contacta con nosotros

He leído y acepto la política de protección de datos

Future Retail

Por mail: ayuda@futureretail.es
Por teléfono: 915 64 86 58  - 638 081 285
En nuestras oficinas: Balbina Valverde, 19, Bajo- 28002  MADRID

javier.perezdeleza@futureretail.es
candela.fernandez@futureretail.es

Conócenos

Llamar